"BILLIONS" (Temporada 1)


    "BILLIONS" (Showtime): Uno de los cara a cara más interesantes de la TV.

                             


     Ya desde finales del mes pasado está disponible bajo demanda la primera temporada de la serie de Showtime. Y con la inminente llegada de su segunda temporada, el 19 de Febrero es la fecha selañada, veo más que oportuno hacer un breve análisis de lo que fueron sus 12 primeros e intensos episodios. Recordemos que es una de las series más esperadas de la temporada que a pesar de no disponer de un gran presupuesto, en comparación con otros productos, sin embargo ha obtenido unos datos de audiencia muy destacables. Incluso superando en muchos tramos a otras importantes series de la cadena de cable americana (Homeland, Ray Donovan, Penny Dreadfull...).

     La serie que tiene en su elenco principal nombres tan populares como Paul Giamatti, Damien Lewis, o Maggie Siff está centrada en la guerra personal, institucional, y empresarial entre dos influyentes personalidades de la ciudad de Nueva York. Por una parte, el Fiscal General Chuck Rhodes (Giamatti) y por otra el magnate financiero Bobby Axelrod (Lewis). Y entre ambos, la mujer del primero que irónicamente trabaja desde hace mucho tiempo en un cargo importante en la empresa del segundo.
     Así, los secretos y relaciones más oscuras de Wall Street se ponen sobre la mesa en esta batalla de ambición, celos, y rencillas personales.
   
     Como decía al comienzo, el cara a cara entre los que sin duda son los dos grandes protagonistas de la historia es uno de los grandes incentivos de la serie. Y por fortuna es algo que vemos en más de una ocasión a lo largo de esta primera temporada. Pero la serie ofrece mucho màs. Interesantes tramas de espionaje industrial y cambios inesperados de los acontecimientos. Reflejo de los conflictos entre instituciones y agencias americanas tantas veces mostrado en cine y tv. Elaborados planes de venganza ante el movimiento de cada uno para defender sus intereses y a la vez intentar destruir la carrera y la reputación del otro.

                             


     Con unas muy buenas interpretaciones de principales y secundarios, sin duda Billions cumple con las expectativas de un show ambientado en las más altas esferas empresariales y políticas de la tan conocida ciudad de Nueva York. Una buena opción si la línea es de tu agrado. Y recordemos que su segunda temporada, y por tanto la guerra ideológica y de poder tiene aún muchas batallas por disputarse. Si no has tenido la oportunidad de entrar a formar parte de uno u otro bando, ¿A qué esperas?.

   

Entradas populares